BMW Serie 8 1989

Historia del BMW Serie 8

Corría el año 1989 cuando de presentó en el Salón de Frankfurt el BMW Serie 8, un coupé de alta gama que se convertía por aquel entonces en el buque insignia de BMW. Ahora se cumplen 25 años del modelo y los entusiastas del mismo han logrado juntar hasta 120 unidades en el cuartel general de la marca en Munich para celebrarlo.

BMW Serie 8 1989
BMW Serie 8 1989

De nombre ‘E31’, el Serie 8 destacó por cumplir a la perfección con la idea de unir las prestaciones de los coupés deportivos con la elegancia propia de los modelos premium. Su largo capó, ópticas delanteras retráctiles, ausencia de pilar B y una clásica trasera le confieren un aspecto que ha envejecido bastante bien después de tanto tiempo. En sus 10 años de vida comercial se produjeron 30.621 unidades, 24 de ellos producidos a mano en Sudáfrica, donde era más barato fabricarlos así que importarlos por cuestiones de impuestos.

Pujante motor V12

El BMW 850i original equipaba un motor 5.0 V12 de 300 CV y 450 Nm de par que permitía una aceleración de 0 a 100 km/h en 6,8 segundos. No está mal para un modelo de finales de los 80 con 1.790 kilos de peso. Todo un tracción trasera con cambio manual de seis velocidades o automático de cuatro velocidades. La gran mayoría (5 de cada 6) se decantó por esta segunda transmisión. Su suspensión trasera, el control de estabilidad con control de tracción incluido y la dirección asistida sensible a la velocidad fueron otros de sus puntos fuertes. En el interior destacaban su volante ajustable eléctricamente con función memoria, los cinturones de seguridad integrados en los asientos o un completo ordenador de a bordo.

Interior BMW Serie 8
Interior BMW Serie 8

En 1993 la versión más potente, el BMW 850 CSi, adoptó una evolución del motor V12, ahora con 5.6 litros de cilindrada, 381 CV de potencia y 550 Nm de par. Con este bloque aceleraba de 0 a 100 km/h en menos de 6 segundos. Ese mismo año se lanzó el BMW 840 Ci de acceso con un motor 4.0 V8 de 286 CV y al año siguiente el BMW 850i pasó a llamarse BMW 850 Ci, actualizado con un 5.4 V12 de 326 CV de potencia para darle más coherencia a la gama.

En 1995 hasta se usó el Serie 8 como obra de arte, ya que el británico David Hockney lo decoró dentro de la línea BMW Art Cars series , dotándolo ciertamente de un aspecto tribal.  Aunque el Serie 8 más atractivo fue sin duda el BMW M8 prototipo de 1990, con un kit aerodinámico y una evolución radical en su motor V12 hasta los 550 CV de potencia. Un bloque motor tan redondo que fue base para el posterior del mítico McLaren F1. No pasó a producción porque no se pensaba que pudiera ser viable comercialmente.

BMW M8 1990
BMW M8 1990

Actualmente el heredero más directo del Serie 8 es el ultramoderno BMW i8, aunque las gamas del Serie 5, Serie 6 y Serie 7 se han visto beneficiados de algunas tecnologías que se estrenaron en el Serie 8 original.

FOTOS: BMW Serie 8 25º Aniversario

Ir a la galería completa (15 fotos)

 

Sobre Sergio Cobo

Periodista, futbolero y mercenario de la prosa, su debilidad es la competición y así lo transmite en sus textos. Prestad atención a sus tremendos seguimientos de las carreras, remembers de videojuegos sobre coches y encuestas de actualidad. Es un sabueso de las noticias y el community-manager de Mascoche.net, el rey de Facebook y Twitter.

Mira también...

IV Spain Classic Raid

De copiloto en el IV Spain Classic Raid: de Ávila a Mérida en un R4

Muchas ganas, algunas horas de entrenamiento y concentración son claves para afrontar el copilotaje en el Spain Classic Raid, la mayor prueba de regularidad clásica por tierra de Europa. Te cuento mi primera experiencia como copiloto de un R4.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *