Alternativas al coche en propiedad

¿Pensando en un segundo coche? Alternativas al coche en propiedad

Nadie duda de las ventajas que ofrece un coche propio, principalmente la comodidad, la inmediatez de su uso y el ahorro de tiempo (normalmente) respecto al transporte público. Sin embargo, los costes asociados de su propiedad, tanto de adquisición como cada año por combustible, mantenimiento, estacionamiento o seguros (unos 5.000 euros al año si se recorren 10.000 kilómetros) supone que los conductores estén buscando alternativas, sobre todo para hacer la función de segundo coche en una unidad familiar.

Aquí tienes las alternativas al coche en propiedad que actualmente ofrece el mercado, teniendo en cuenta una simulación de un coche que va a hacer pocos kilómetros al año, unos 10.000 kilómetros.

Leasing, pago por uso

Muy habitual con coches de uso comercial, el leasing es una fórmula mixta que sobre todo es útil para evitar los sobrecostes derivados del envejecimiento del coche.

Pago por uso
Pago por uso

Funciona bajo estos tres pasos:

  1. El usuario hace un desembolso inicial en forma de entrada, normalmente menor al de la entrada de la compra de un coche.
  2. Cada mes se hace un pago fijo no muy elevado.
  3. Una vez se cumple un determinado plazo de tiempo fijado anteriormente (24, 36, 48 meses), cabe la posibilidad de entregar el coche sin pagar más, sustituirlo por otro coche o quedártelo pagando una elevada cuota final.

Es una fórmula más flexible que la compra convencional de un coche, aunque no permite ahorros sustanciales en el tiempo.

Alquiler de coches

Si el uso que vas a hacer de un coche va a ser en determinadas circunstancias especiales, siempre está el recurso del alquiler de coches. Actualmente tanto empresas tradicionales especializadas como particulares a través de plataformas como Socialcar y Amovens ofrecen este servicio.

Alquilar un Ford Mustang por capricho es posible
Alquilar un Ford Mustang por capricho es posible

La vía convencional de las empresas de alquiler de coches te puede salir por unos 3.300 euros al año con todas las garantías de su gestión de flotas. En caso de que optes por particulares el coste al año por 10.000 kilómetros baja hasta los 2.400 euros, aunque hay menos garantías de que el coche en cuestión esté a la altura de una empresa profesional.

Ten en cuenta que si tienes un coche propio y no lo usas mucho este tipo de plataformas también sirve para aliviar los gastos al año, si bien está el riesgo de ver a quién le alquilas tu coche. Obviamente el alquiler de coches también lleva asociado detalles como la obligación de poseer tarjeta de crédito y no de débito entre otros.

Carsharing, alquiler por horas

Si lo que necesitas es moverte por la ciudad de manera ocasional y no te gusta que te lleven ni las aglomeraciones del transporte público, la fórmula del carsharing es lo tuyo. A través de una aplicación de teléfono móvil detectas vehículos disponibles aparcados en la calle. Una vez lo has reservado pagas por los minutos u horas que lo hayas utilizado.

Carsharing, pensado para moverse en ciudad.
Carsharing, pensado para moverse en ciudad.

El coste por 10.000 kilómetros al año está en torno a los 3.000 euros, con los atractivos de que normalmente son coches eléctricos de pequeñas dimensiones, por lo que aparcar es más sencillo con ellos y no están afectados por las restricciones al tráfico. Es una alternativa sobre todo al uso del taxi y como uso casual.

Carpooling, compartir coche

Empresas como Blablacar ofrecen la posibilidad de compartir gastos en un viaje, lo que en muchos casos supone precios más competitivos que los que ofrece el transporte público, sobre todo en largos viajes. El usuario del coche puede aliviar en parte los costes de este viaje y el pasajero ahorrarse un dinero.

Compartir gastos en un viaje
Compartir gastos en un viaje

El verdadero reto del carpooling será el de ofrecer este mismo servicio no solo para viajes de larga distancia, sino para trayectos de casa al trabajo que puedan aliviar los atascos al verse menos coches con solo un conductor al volante. Este método de transporte no está exento de polémica por parte de los profesionales del sector del transporte.

Como puedes ver la propiedad de un segundo coche cada vez está más en entredicho con fórmulas de este tipo.

También te puede interesar:

Vía | OCU

Sobre Sergio Cobo

Periodista, futbolero y mercenario de la prosa, su debilidad es la competición y así lo transmite en sus textos. Prestad atención a sus tremendos seguimientos de las carreras, remembers de videojuegos sobre coches y encuestas de actualidad. Es un sabueso de las noticias y el community-manager de Mascoche.net, el rey de Facebook y Twitter.

Mira también...

Futuro híbrido de Toyota y Lexus

Éste es el futuro híbrido de Toyota y Lexus

Nadie se va a sorprender si ahora decimos que Toyota y Lexus miran hacia un futuro híbrido porque para ambas marcas ya es un presente. Entonces, ¿cuáles son las previsiones de estas marcas japonesas?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *